BOCETO DE CUATRO HOJAS

Luna de día 1

¿Por qué todo arde en mis manos? Cada cosa bella y cada persona atesorada. Todos se encienden como llamas de un fuego que en mi alma no ha sabido arder. Todos caen como cenizas de un pasado a mis pies. Y queda la vaga ausencia, la falta de calor que aquél boceto de cuatro hojas solía dejar en mí.

Solíamos estar tan cerca y como una brisa otoñal nos desprendidos y alejamos dejando atrás sólo un sonido hueco. El sonido que indica que una vez estuvimos ahí. Éramos hojas pendiendo de un mismo árbol. Colocadas en la misma rama de un sueño. Pero así como grande es el destino que supo unirnos así de grande y cruel es el tiempo que culmina este camino.

Lo que tenía que pasar ha ocurrido a pesar de nuestras luchas constantes en contra de todo lo que veíamos venir. Como una ola rompiendo contra esta playa vacía, ha quedado el eco de todas esas risas compartidas. Y aunque el sol siga en lo alto, por un momento deja de brillar. El día se hace opaco y la luz deja nuestros ojos para caer de ellos como cristales. Un viento cruza nuestra alma y nos deja helados. Se lleva una parte de quienes solíamos ser hasta el día de ayer.

Mantener en la memoria es una promesa dolorosa, pero es una clase de dolor que da felicidad. Si en las horas más oscuras puedo decir tu nombre y saber que ese vacío es producto de tu ausencia, entonces podré alegrarme porque fuiste real. Y aunque ahora seas una lágrima recorriendo mi mejilla, sé que un día podrás ser el surco hacia mis recuerdos más hermosos. Porque aún si duele, tu esencia entrelazada en mi memoria es un dolor que vale la pena sentir.

En este mundo azul vagan mis cenizas bajo el resplandor lunar. El plateado de la luna las baña con un halo de tristeza, con un deje de alegría. La nostalgia ha sido siempre amiga mía, la desdicha una vecina.

Me he cansado de ser fuerte, pero no quiero romperme más. Sólo quisiera que tus brazos pudieran protegerme de todo lo ocurrido. Reconfortar esta alma cansada, rota y medio vacía que ahora usurpa un lugar entre el olvido. Las pesadillas han llegado y sólo han dejado un desastre a sus espaldas. Todo se quemó, mi mundo y mis hojas de papel.

Sé que este no es el final del camino, pero si marca la culminación de un gris que hacía mis días un lugar de comodidad y mutuo entendimiento. La hermandad de un héroe con problemas para ver su fuerza. El adiós de una persona subestimada pero no pasada desapercibida. El fin de la edad de oro de un amor transformado en agonía y la despedida de quienes están mejorando y deben dejar a los rotos atrás.

Y no es que no te ame o que no extrañe tu presencia. Es sólo que estoy podrida debido a esta soledad. Mi ser no tolera esta lista de abandonos ni las cadenas que la unen a lo que mi pasado significa. Te extrañaba desde antes de partir y esa es un parte que me hace estar preparada para encarar esta realidad. Sin embargo, parecía que todo mejoraba y nuevamente tengo este frágil mundo deshecho a mis pies.

Que tu alma marche tranquila a donde tus pasos deban guiarte. Que mis sentimientos soporten las decisiones que hemos hecho. Y que nuestras mentes se resignen a lo que ya no podemos cambiar. Esta es una despedida de mi parte para que saludes ese mundo nuevo del que no seré parte. Por favor promete intentar hacerlo bien en esa vida o en la que le siga. Pero más que nada prométeme que pase lo que pase no dejarás de luchar. Que la suerte esté a tu lado.

No hay dedicatorias para este delirio, para quien sea sé que los sabrás…

Escrito por

Emma Alfaro

*

Fotografía:
Óscar Perdomo León

***

Anuncios

Acerca de Óscar Perdomo León

De médico, poeta y loco, todos tenemos un poco. Doctor en Medicina. Amante de la música, la literatura, el cine y la fotografía. Physician. Art lover. Soy un “escribidor” que ama leer y escribir. Mi blog personal: 1-LA CASA DE ÓSCAR PERDOMO LEÓN oscarperdomoleon.com /////Mis otros blogs son: 2-LA ESQUINA DE ÉRIKA Y ÓSCAR erikayoscarlaesquina.com //3-LA LUZ Y LA SOMBRA laluzylasombradeoscarperdomoleon.blogspot.com //4-MÁS ALLÁ DE LOS 400 CERROS masalladelos400cerros.wordpress.com
Esta entrada fue publicada en Literatura y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s